Historia de un urraco

Os voy a contar el secreto de por qué tantas personas de tantas generaciones de zamoranos llevan con orgullo el haber pertenecido al grupo Doña Urraca. El folclore, la amistad, los miles de buenos momentos y el crecimiento personal tienen algo que ver en esta historia que lleva seis décadas escribiéndose.

Mi historia, como la de todos, comienza de niño, en una sala de ensayo en la planta baja del colegio universitario. Una sala con un gran espejo, donde una vez por semana acudías a aprender bailes típicos de la provincia de Zamora, donde comenzabas a conocer nombres de pasos como picao o arrastrao, canciones que hablaban de gigantones y zapatos rotos y perdías la vergüenza bailando el cachupín. Una sala donde una mujer, mientras cosía ropa sentada en una silla, examinaba tu progreso y te echaba la bronca si bajabas los brazos o si tirabas la botella al intentar hacer ese infernal paso que nunca te salía.

De repente un día te ponen un traje, y con la ilusión más pura, la de un niño, muestras a un ejército de grandes fans (papás y mamás) los bailes que llevas todo un año ensayando con mucho esfuerzo.

Y un día, tu profesor te dice que vas a ir a tu primer viaje, a tu primera Europeade, el sueño más grande de un niño urraco, conocer el festival al que acuden cada año todos los mayores, esos que ves bailar con la baba en la boca mientras piensas si algún día tu podrás bailar igual de bien que lo hacen ellos.

Poco antes de llegar la fecha, quedas con tus compañeros, que ya son y serán tus amigos, y sentados en el Conjunto Viriato os imagináis cómo serán esos 10 días que vais a pasar juntos, cuánta ropa va a meter cada uno en la maleta, y los nervios de hacerlo bien se te concentran en el estómago. Todavía recuerdo cómo aquellos nervios hicieron que me dejara la camisa y las medias en Zamora, y la cara que puse al darme cuenta cuando llegamos a nuestro destino en Amberes (Bélgica).

Y allí te ves, bailando delante de miles de personas, un sentimiento que jamás puedes olvidar, nada parecido a lo que has vivido en tu vida hasta el momento.

Así van pasando los años de tu adolescencia, entre autobuses y castañuelas, entre charros y jotas, escenarios inmensos y cuestas empedradas, grandes ciudades y pequeños pueblos, desfiles eternos y por supuesto noches increíbles con amigos para el recuerdo.

La manera de ser del grupo, tu manera de crecer allí, la simbiosis entre disciplina, responsabilidad y diversión hace que adquieras una madurez personal especial.

Porque tres paredes y un espejo pueden ser una forma de vida para muchas personas, una forma de forjar amistades eternas, una forma de vivir el folclore como una unión y más allá del simple hecho de bailar, una forma de llevar el nombre de Zamora por el resto del mundo.

En toda historia hay un momento de tristeza, y ésta no iba a ser menos. Aquel día, el día que dijimos adiós a la persona que hizo posible todo esto, escuché el aplauso más sincero, honesto, y agradecido que he escuchado y probablemente escucharé nunca. El adiós a Rosa Do Barros de toda una ciudad y una familia de urracos que siempre tendremos una deuda con ella. La despedimos con aquella dulzaina al son del Bolero de Algodre más triste, y allá donde esté espero que siempre se sienta orgullosa de nosotros como bailarines y personas, al igual que nosotros lo estaremos siempre de ella como maestra de vida.

Hoy todos, Doña Urraca y cada uno de los urracos cumplimos 60 años. Gracias a Rosa por su labor, y a Miguel Ángel por la gran continuación. Porque mientras podamos, sigamos haciendo el picao como seña de identidad, y cuando no podamos, hagamos transmitir a las siguientes generaciones lo maravillosa que puede ser una vida entre tres paredes y un espejo.

Manuel Rodríguez Gago

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s